ESTRÉS: Así afecta el estrés crónico materno a la salud bucodental de los niños

El estrés materno crónico, medido por marcadores biológicos, está asociado con una mayor prevalencia de caries en los niños, según informa un estudio realizado por el Kings College de Londres, Reino Unido, y la Universidad de Washington, Estados Unidos.

Los autores también vieron que está vinculado con probabilidades más bajas de lactancia materna y menos visitas al dentista por los niños, según destaca un artículo sobre la investigación que se publica en American Journal of Public Health.

estrés-embarazo

Los investigadores analizaron los datos de 716 parejas de madres e hijos en Estados Unidos, con niños de entre 2 y 6 años y madres que estaban en un promedio de unos 36 años de edad, reclutados del Third National Health and Nutrition Examination Survey (1988-1994).


Los científicos vieron que las caries dentales fueron más comunes entre los niños cuyas madres tenían dos o más marcadores biológicos de estrés crónico, un incidente conocido como carga alostática (AL), en comparación con ningún marcador de AL: 44,2 frente a 27,9 por ciento, respectivamente.

Análisis adicionales probaron la relación entre la AL materna y conductas de cuidado de los niños, como la lactancia materna, las visitas al dentista y tomar el desayuno todos los días. Identificaron que las caries dentales fueron más comunes entre los niños cuyas madres no los amamantaron frente a las que sí les dieron pecho: 62,9 en comparación con 37,1%, respectivamente. Las madres que tenían uno y dos o más marcadores de AL fueron significativamente menos propensas a amamantar a sus bebés que aquellas que presentaban un nivel de AL normal.

El estudio también examinó la función de la situación socioeconómica en las relaciones. Varios análisis han establecido una vinculación persistente entre el nivel socioeconómico (SES, por sus siglas en inglés) y las caries dentales, pero pocos han evaluado una posible vía, la de estrés materno. Las madres con menores ingresos fueron significativamente menos propensas a amamantar a sus bebés, haber llevado a su hijo al dentista el año anterior o a hacer que su pequeño se tomara el desayuno en comparación con las de ingresos más altos.

"Las políticas que tienen como objetivo mejorar la salud dental, en particular la prevalencia de caries en los niños, deben incluir intervenciones para mejorar la calidad de vida de las madres. El estrés materno crónico como un factor de riesgo potencial es algo que debemos tener en cuenta, además de implicaciones más amplias del bienestar materno, social y el ambiente psicológico en la salud dental", afirma Wael Sabbah, coautor del Instituto Dental del King College de Londres.

"Sabemos que el bajo nivel socioeconómico se asocia con la exposición crónica a circunstancias adversas de vida. Este estudio pone de manifiesto de forma única la importancia de considerar la influencia de la situación socioeconómica y el estrés materno en la salud bucodental de los niños", subraya otro de los autores, Erin E. Masterson, de las escuelas de Salud Pública y Odontología de la Universidad de Washington, Estados Unidos.




Share:

TAMBIÉN TE PUEDE GUSTAR

Facebook comments: