MEDICINA BUCAL : Estomatitis Aftosa Recurrente en niños asociada a estrés


La estomatitis aftosa recurrente es una enfermedad que afecta la mucosa oral, caracterizada por presentarse ulceras con bordes eritematosos, centro amarillento y sintomatología aguda, que curan sin dejar cicatriz, su etiología es desconocida pero relacionada con factores inmunológicos, traumáticos, genéticos, nutricionales y psicológicos.

Diversos autores reportan en estudios que existe una relación entre el estrés y la inmunidad, teniendo la capacidad de aumentar la susceptibilidad a patologías que estén mediadas por el sistema inmune.

Se reporta caso clínico de paciente masculino de 9 años de edad remitido al servicio de estomatología y cirugía oral por medicina general para el diagnóstico y manejo de múltiples lesiones bucales recurrentes y con sintomatología aguda.

Se realiza impresión clínica con estomatitis aftosa recurrente asociada a estrés, dado que en la anamnesis y pruebas de laboratorio no se encontraron resultados positivos para relacionarlos con las lesiones bucales y si con aspectos psicosociales.

Ver también: Hiperplasia epitelial multifocal. Manifestaciones bucales en niño

Se empleó manejo farmacológico con Triticun vulgare 32/g y Lidocaína 2%, observándose buenos resultados en el control clínico con la terapéutica instaurada.

Es remitido al servicio de psicología para el manejo del estrés y pasados 6 meses del manejo estomatológico y psicológico no presenta recidiva de las lesiones.

INTRODUCCIÓN
La estomatitis aftosa recurrente (EAR) es una patología inflamatoria crónica que afecta la mucosa oral, se caracteriza por la presencia aftas que pueden ser únicas o múltiples, erosivas y dolorosas.

Estas lesiones persisten de 13 a 14 días, periodo en el cual se da el recambio celular epitelial y remitir espontáneamente sin dejar cicatriz o evidencia de su existencia, pero en la (EAR) las lesiones reaparecen tras un período de remisión.

Estas lesiones se clasifican clínicamente según el tamaño y la forma en aftas mayores, menores y aftas herpetiformes.

No tiene predilección por sexo ni raza, se presenta más comúnmente en un rango de edad entre 15 y 30 años, su presentación como lesión única es la que más frecuente que se presenta.

La etiología es desconocida pero se relaciona mayormente con factores inmunológicos, seguido de factores genéticos, infecciosos, alérgicos, traumáticos, nutricionales y últimamente se adicionó otro factor que es el estrés.

LEER ARTÍCULO COMPLETO AQUÍ


Fuente : ortodoncia.ws
Autores : JONATHAN HARRIS RICARDO / PATRICIA CASTRO VILLAMIZAR / GREYS SANCHEZ VALENZUELA



Share:

TAMBIÉN TE PUEDE GUSTAR

Facebook comments: